Barcelona: Bunkers del Carmel en bicicleta

La ciudad condal es un filón para el ciclista urbano. El alquiler de bicicletas funciona estupendamente, no sólo a nivel de organización, sino que su uso ha calado hondo. No es raro ver a muchas personas vestidas de traje desplazarse sobre dos ruedas. La ciudad está pensada para rodar por sus calles en bici. El respeto por este medio de transporte es casi total. Si a eso le unimos que en sus montañas hay muchos atractivos, Barcelona es una ciudad impresionante para el cicloturista.  Sigue leyendo