Ciclista: ¿se nace o se hace?

Es el eterno debate, si fue antes el huevo o la gallina. Hay ciertos aspectos que sí se pueden asignar como innatos al hecho de ser ciclista. Otros, no tanto, sino al hacerse día a día de un carácter fuerte al que han dirigido las circunstancias. La única meta de llegar más allá nos implicará un gran complejo de habilidades mentales. Cambiarán nuestra personalidad quizás para siempre. ¿El ciclista se nace o se hace? Sigue leyendo