Tony Martin, la cabalgada más impresionante nunca vista

Un ciclista alemán campeón del mundo contrarreloj y dominador de la disciplina arranca de salida en Guijuelo. Se disputa la Vuelta a España, una de las grandes carreras de la temporada. El teutón toma distancia, con el pelotón sin reaccionar, puesto que se trata de una etapa totalmente llana y donde los equipos de los velocistas suelen dominar con suficiencia. Cuál es su sorpresa que nadie es capaz de retener la distancia del galgo y tienen tales problemas para darle alcance que sólo lo consiguen con 100 metros de margen. 

Cáceres espera al pelotón. La fuga del día la forma únicamente un corredor, Tony Martin. La diferencia nunca se dispara en demasía, con el pelotón sudando para incluso mantener la diferencia. Más de 175 kilómetros de contrarreloj individual se marca el alemán, sin levantar el cuerpo del sillín ni la mirada del horizonte. Quería ganar y hacerlo a lo grande, como sólo los mejores pueden hacerlo. Los equipos ponían en marcha todo su arsenal, con buenos rodadores intentando echar abajo la distancia segundo a segundo. Pero fue así, segundo a segundo cómo fue bajando, sufriendo cada uno de ellos.

Varias escuadras lograban estabilizar la diferencia a mitad de etapa. Tony Martin no cambia el gesto, decidido. El pelotón sube el ritmo y comienza a vislumbrar cómo se complica una ansiada victoria para unos velocistas que no tenían en aquella edición muchas oportunidades. Las pancartas volaban, el escapado también. No hubo mucho que hacer que dar todo lo que tenían dentro. Uno tras otro se iban quemando gregarios, que se dejaban descolgar del pelotón por agotamiento.

Sin más se llegó a la recta final, con diez kilómetros donde Martin apenas mantenía 50″. En los últimos dos, apenas 10″. Equipos poniendo toda la carne en el asador sin éxito. La recta de meta daba como vencedor al alemán, que se dirigía como un tren a meta. Sin embargo, iba a ser su rival Fabian Cancellara el que le diese caza, llevando al grupo a su rueda. A 50 metros de meta se tuvo que dejar ir por la proximidad del pelotón. Tan cerca le cogieron que hizo sexto en la etapa sin mayor esfuerzo posterior a ese momento.

Ver video

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *